Últimas noticias Últimas noticias

Uno de cada tres atropellos de animales en las carreteras pasa desapercibido para la ciencia

Los animales pueden morir por las heridas lejos de las carreteras, rebotar lejos por el choque o quedar retenidos por el vehículo, lo que complica su localización y registro. El estudio ha sido...

Identifican nuevos linajes de parásitos sanguíneos exclusivos de aves que habitan en entornos urbanos

Los resultados del estudio han revelado que algunos parásitos del género Plasmodium, responsables de la malaria aviar, son más diversos en la ciudad que en el campo, presentando algunos linajes que...

La jaiba azul puede recorrer más de 100 kilómetros río arriba

Un equipo científico de la Estación Biológica de Doñana-CSIC alerta de la capacidad de la jaiba azul para invadir tramos de río situados muy lejos de las desembocaduras. Esta capacidad migradora...

Las lluvias de Semana Santa alivian Doñana, pero se necesitan más precipitaciones esta primavera

Durante marzo se han recogido 145,3 l/m2, la mayor parte durante la Semana Santa, según los datos de la ICTS-Doñana. Las lluvias llegan tarde para la invernada, pero todavía serán útiles para la...

El descubrimiento de fósiles de mosquito fantasma sugiere un evento climático extremo en el pasado en Nueva Zelanda

En la actualidad, los mosquitos fantasma están presentes en todos los continentes del mundo excepto en la Antártida y Nueva Zelanda, donde hasta ahora se creía que nunca habían habitado.
No se...

Publicador de contenidos Publicador de contenidos

Atrás

Las gaviotas actúan como vectores de metales y arsénico entre vertederos y humedales protegidos

Gaviotas en el Puerto de Chipiona (Cádiz) // Fotografía: Francisco Hortas

Un equipo de investigación de la Estación Biológica de Doñana ha evaluado la variación espacial en las concentraciones de diez metales en las heces de la gaviota sombría (Larus fuscus) que inverna en siete localidades del suroeste de España. Encontraron altas concentraciones de metales en las heces de las gaviotas, con varios elementos (arsénico, cobre, molibdeno, plomo y zinc) que excedían localmente (de 2 a 11 veces) los valores del Nivel de efecto mínimo (LEL) derivado. 

También encontraron una fuerte variación espacial, relacionada con las principales fuentes de contaminación asociadas con los diferentes sitios. Las heces del Puerto de Chipiona (Golfo de Cádiz) presentaron los niveles más altos de arsénico; las salinas de Cetina (Bahía de Cádiz) ocuparon el primer lugar en plomo, zinc y molibdeno, lo que fue consistente con la contaminación minera e industrial histórica; los arrozales de Doñana presentaron los niveles más altos de manganeso, un elemento de alta disponibilidad en las zonas inundadas; mientras que los vertederos ocuparon el primer lugar para cadmio, cobalto, cromo, cobre y níquel, potencialmente asociados con los desechos electrónicos.

 Además, el equipo científico ha demmostrado cómo se puede utilizar el análisis fecal para cuantificar la biovectorización de metales en localidades específicas, utilizando la ecología del movimiento de las gaviotas y los datos del censo. En Fuente de Piedra, un lago de cuenca cerrada y poco profundo importante para las aves acuáticas, el estudio demostró que los aportes de metales por la gaviota sombría han aumentado en los últimos años, donde las gaviotas suelen descansar después de alimentarse en los vertederos. Esta deposición a largo plazo (por ejemplo, de plomo) puede afectar las comunidades acuáticas y los procesos ecológicos en este espacio Ramsar.

En definitiva, el estudio proporciona los primeros datos que respaldan el papel de la gaviota sombría como biovectores de metales en una variedad de ecosistemas acuáticos a través de sus heces. Se podría adoptar fácilmente un enfoque similar para otras especies de gaviotas con datos de movimiento similares.

Con las numerosas presiones antropogénicas que enfrenta el medio ambiente y la creciente disponibilidad de recursos alimentarios antropogénicos para las gaviotas, se espera que aumente la carga de contaminación transportada por las aves a las áreas naturales. La incorporación de datos de movimiento de aves rastreadas con frecuencia, como las gaviotas, permitirá mejorar la capacidad para cuantificar el flujo de contaminantes mediados biológicamente y sus implicaciones para los ecosistemas y la salud humana.

Desde la perspectiva de los ecosistemas y la salud, se debe prestar más atención al papel de las gaviotas como vectores de contaminantes a largo plazo, particularmente en los ecosistemas de humedales continentales, que son utilizados por millones de gaviotas solo en América del Norte y donde la biovectorización es menos estudiada en comparación con los ecosistemas marinos y otros ecosistemas terrestres.

Referencia:

Martín-Vélez, V., Hortas, F., Taggart, M.A., Green, A.J., O´Hanlon N.J., Sánchez, M.I. 2021. Spatial variation and biovectoring of metals in gull faeces. Ecological Indicators. 125: 107534 DOI: 10.1016/j.ecolind.2021.107534

 


https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1470160X21001990