Noticias Noticias

Más evidencias de cómo la acción humana está afectando la evolución de animales y plantas

Muchas especies en la Tierra establecen relaciones beneficiosas con otras especies, como por ejemplo las plantas y sus dispersores de semillas. Si los animales que comen frutos desaparecen repentinamente, las plantas que dependen de ellos para dispersarse sufrirán las consecuencias. Tales relaciones son el resultado de millones de años de evolución de ambos grupos de organismos. Aquí se cuantifica cuántos años de evolución estamos perdiendo debido a la extinción de los animales frugívoros que establecen relaciones beneficiosas con las plantas. Los investigadores demostraron que algunas interacciones entre las aves y las plantas son bastante más antiguas que otras y que la extinción de una de las partes provoca una gran pérdida de la historia evolutiva. Las historias evolutivas más antiguas tienden a ser bastante particulares y realizan funciones únicas en la Naturaleza. En la Selva Atlántica, por ejemplo, la jacutinga Pipile jacutinga tiene una historia evolutiva de alrededor de 29 millones de años (Ma) y es uno de los principales dispersores del plamito juçara Euterpe edulis, que tiene alrededor de 99 Ma. Combinados, su interacción contiene cerca de 130 Ma de información evolutiva única. La jacutinga es una de las aves más cazadas en la Selva Atlántica y, si se extingue, llevará consigo la desaparición de la historia evolutiva de todas las interacciones que establece, incluida la dispersión de semillas del palmito juçara. Los seres humanos están actuando en la Tierra como el meteoro que mató a los dinosaurios. No solo estamos empobreciendo la biodiversidad de nuestro planeta, sino también empobreciendo la historia evolutiva de la Tierra. informacion[at]ebd.csic.es: Emer et al (2019) Defaunation precipitates the extinction of evolutionarily distinct interactions in the Anthropocene. Sci Adv DOI: 10.1126/sciadv.aav6699


https://advances.sciencemag.org/content/5/6/eaav6699
Promedio (0 Votos)

Últimas noticias Últimas noticias

Atrás

Los córvidos europeos dispersan plantas de 42 familias por endozoocoria

Los córvidos europeos dispersan plantas de 42 familias por endozoocoria

Es bien conocido que los córvidos dispersan semillas por frugivoría o por sinzoocoria, pero también son vectores de plantas que carecen de un fruto carnoso o una nuez grande. Hace un siglo, S.A. Heintze realizó extensos estudios de campo sobre la dispersión de semillas por 11 especies europeas de Corvidae, especialmente la urraca común Pica pica y la corneja gris Corvus cornix. Sus investigaciones se publicaron en sueco y han pasado desapercibidas hasta ahora. Heintze identificó 157 especies de plantas, perteneciendo a 42 familias, que se dispersan por endozoocoria. La mayoría (54%) de estas especies carecen de frutos carnosos y se han asignado previamente a otros síndromes de dispersión, principalmente asociados con el viento, la autodispersión o la epizoocoria. De los 27 taxones germinados por Heintze a partir de semillas extraídas de egagrópilas o heces, 20 carecen de un fruto carnoso. También registró 32 especies como plántulas que habían germinado de egagrópilas en el campo, 11 de los cuales carecían de fruto carnoso. Finalmente, Heintze demostró que los córvidos ya estaban dispersando plantas exóticas hace un siglo, como Amelanchier spicata de origen norteamericana. informacion[at]ebd.csic.es: Green et al (2019) Beyond scatter-hoarding and frugivory: European corvids as overlooked vectors for a broad range of plants. Front Ecol Evol doi: 10.3389/fevo.2019.00133


https://www.frontiersin.org/article/10.3389/fevo.2019.00133